Entradas

UNA BASE SEGURA

Imagen
Una base segura. La calma que los recibe en un refugio siempre abierto y disponible; el viento que sopla sus velas para motivar y animar la exploración. Fragmento del libro "Semilla de crápula", de Fernand Deligny.

VALE MUCHO O TODO...

Imagen
Le damos poco o ningún valor a las cosas que no brillan o sorprenden, mientras nos dejamos deslumbrar por aquellas que, ajenas a los rincones de la cotidianeidad, irrumpen y conquistan. No nos confundamos: vale mucho o todo lo que ocupa nuestras mañanas, tardes y noches, mientras poco o nada aquello que encandila y se desvanece. Quizás puedan estas modestas líneas permitirte (volver a) apreciar el tiempo con tus hijos, tu pareja, tu familia... Lucas Raspall.                                                                                                                                                               "Me voy al mercado"

Bicheando....

Imagen
  Este pasillo está lleno de bichos, que vuelan pican y se contonean... todos los bichos son insectos, pero no todos los insectos son bichos ;)

COMO UN HAIKÚ

Imagen
Zen Japonés, escenarios de juego.

UNA BASE SEGURA...LA CALMA QUE LOS RECIBE...

Imagen
  Una base segura. La calma que los recibe en un refugio siempre abierto y disponible; el viento que sopla sus velas para motivar y animar la exploración. . Fragmento del libro "Semilla de crápula", de Fernand Deligny.

LA INCONDICIONALIDAD.

Imagen
El amor incondicional es pura fuerza y, de seguro, mueve montañas; es el empuje que permite llegar a donde otros piensan que no es posible. Se nutre de un combustible inagotable; cuando el ánimo empalidece y el aliento parece cortarse, de algún lugar toma el aire necesario para seguir. Ese es el tipo de amor que reclama la crianza.                                                                                                                                                 Lucas Raspall

Sonoterapia en nuestro jardín zen.

Imagen
                                                                               Abriendo los picos,                                                                                 los pajaritos esperan a su madre:                                                                                           la lluvia de otoño                                                                                       ISSA